Cortó una tobillera y fue procesado

Tras un hecho de estas características, la División Políticas de Genero se pronunció al respecto y su directora July Zabaleta dijo que "el mensaje debe ser fuerte". Este 4 de octubre se estarán recibiendo 100 nuevos dispositivos para continuar hacia la cobertura del sistema en todo el país.

- Escuchar audio: entrevista a la licenciada July Zabaleta, directora de la División Políticas de Género.

El pasado domingo 1ro. de octubre, mediante un llamado al Servicio de Emergencia 9-1-1 en San José, se solicitó la presencia policial por un incidente entre una pareja. Al lugar fue personal de la seccional 10ma., donde constató el incumplimiento de la medida dispuesta por la Justicia, ocasionando el daño al dispositivo (corte de la tobillera).

Las actuaciones fueron puestas a disposición de la Justicia, la que decretó -el pasado 2 de octubre- el “procesamiento y prisión de Paulo Roberto Nuñez Díaz, de 30 años, bajo la imputación prima facie de un delito de desacato especialmente agravado y un delito de daño en reiteración real”.

En este sentido, la directora de la División Políticas de Género, licenciada July Zabaleta explicó a UNICOM Radio que estos casos ocurren a veces y que ameritan una respuesta inmediata, tanto policial como a nivel judicial. "Estamos hablando de una población que utiliza el dispositivo por una situación de alto riesgo, por eso cuando se obstaculiza el control de la medida cautelar a través de la rotura de un dispositivo, la respuesta debe ser inmediata y fuerte".

Por su parte, este delito está tipificado como "daño" y en los casos donde hay una respuesta violenta a las autoridades, por parte de quién se desconectó, se le tipifica como "desacato", lo que, en un caso general por corte, no está penado como reincidencia en el delito de violencia (doméstica) hacia la víctima.

En este orden, la directora, contó que en el pasado 2016, personas (ofensores) que estaban conectadas a este sistema de prevención "destrozaron 70 dispositivos (58 móviles y 12 tobilleras) que no se pudieron volver a utilizar y que solamente dos de ellos fueron procesadas, por ese Delito".

Penas

Consultada acerca de las consecuencias que genera la ruptura del dispositivo, Zabaleta lamentó que "en violencia doméstica se esperan situaciones más graves para tener una sanción más fuerte", y agregó en agosto de este año "tuvimos un intercambio con Fiscalía, la Policía y el Poder Judicial, hemos hecho una actualización y un intercambio sobre estos temas y tenemos la esperanza de que a partir de este año pueda ser diferente".

Además explicó que la tipificación depende netamente de lo que entienda la Justicia, ya que "no todos los que están en el sistema están procesados, el alto porcentaje de ingresos al sistema los brinda el juzgado especializado, como medida preventiva, siendo éste su primer delito".

Finalmente, Zabaleta indicó que continúan trabajando para -antes de fin de año- cubrir 6 departamentos donde aún no se ha implementado e informó que este 4 de octubre estarán recibiendo 100 nuevos equipos para continuar con el proceso, con la meta de llegar a todo el país.

Las cosas por su nombre

Por otra parte, desde la División Políticas de Género se hizo referencia al planteamiento del femicidio como figura delictiva; "a las cosas hay que darle nombre para que se visivilicen", dijo la directora y resaltó que "hay que mostrarlo y todos tenemos que ser conscientes de lo que está pasando para poder -entre todos- pensar en cambiar hacia una sociedad libre de violencia".

Montevideo, 4 de octubre de 2017
UNICOM - Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Tras un hecho de estas características, la División Políticas de Genero se pronunció al respecto y su directora July Zabaleta dijo que "el mensaje debe ser fuerte". Este 4 de octubre se estarán recibiendo 100 nuevos dispositivos para continuar hacia la cobertura del sistema en todo el país.